28 may. 2018

Confortar a Cristo





No sabes cuánto conforta

Mi dolorido Corazón el tener

almas que me quieran, me

escuchen y procuren obedecerme

en todo. Sois mi pequeño

descanso en la batalla


El Señor está fuera de todo condicionamiento temporal y espacial, ya que como hombre vive en plenitud la vida nueva que a todos los que creen en Él promete.

Por lo tanto puede hablarnos al corazón desde cualquier momento de su vida mortal, como actual, como futura y así hemos de comprender en ocasiones lo que se nos da en la oración:


2 comentarios:

dijo...

Así es, recuerdo el día de mi conversión, sí. El Señor VIVE y es la Palabra...que escuchamos porque sabemos quién Es y reconocemos su voz.

http://www.montfort.org/content/uploads/pdf/PDF_ES_78_1.pdf

Abrazos fraternos

Felicitas dijo...

Oh, no había visto este comentario tuyo hasta hoy...
Sí, reconocemos su voz porque queremos ser ovejas de su rebaño, aunque a veces nos despista el vuelo de una mariposa bonita...¡cuánta debilidad aún!...
Pero confiamos y sabemos que Su Amor no nos abandona nunca.
Ese link me lo he guardado. Muchas gracias
Abrazos fraternos