20 may. 2017

Obedecer a Dios antes que a los hombres

Nosotros no vamos detrás de cualquier lider que quiera conducirnos, cual ovejas tontas, a pastos que no sean los de Jesucristo. Recuerden, sabemos a Quién seguimos, Le conocemos y por su gracia podemos discernir el buen camino del malo.

Es una gracia ciertamente, y Nuestro Señor Jesucristo mismo dijo: ellas Me conocen.

Por lo tanto, que no se alegren los que no entran por la puerta al aprisco, pensando que el grueso del rebaño hará cualquier cosa que se le diga supuestamente en Nombre de Cristo. No.

Sabemos a Quien seguimos, Le conocemos y no nos confundiréis.




2 comentarios:

dijo...

¡Ojalá! Hay Confusión, hay mucha confusión y la infalibilidad la extienden a cualquier cosa y tema. Vienen días de tiniebla espesa. Abrazo fraterno.

Felicitas dijo...

Querido hermano, si algunos pastores dejaron de serlo, tendremos que aprender a pastorear en Su Nombre, sin querer usurpar responsabilidades que no nos conciernen, pero la Palabra de Dios sale con frecuencia de la boca de los pequeños, con una fuerza inusitada.
Cuando y dónde Él quiera.
Nosotros: Fiat.