4 jun. 2016

Primer sábado de junio




Mamá María, nos ponemos en tus inmaculadas manos, confiados en que Tú nos guardas y guías por los caminos del Señor, los caminos de Dios para cada uno de nosotros. Queremos obedecerte y contigo cantar las alabanzas y loores al Dios de dioses, el único Viviente que por puro Amor nos comunica su vida.
¡Bendita seas entre todas las mujeres y bendito el fruto de tu vientre, Jesús!

7 comentarios:

Marian dijo...

Querida amiga Felicitas :¡ Que alegría leerte !
Tus post, están llenos de unción.Te felicito. !!
Un abrazo muy fuerte. Dios y la Santísima Virgen
te bendigan.

Felicitas dijo...

¡Hola querida Marian, yo también me alegro de "verte" de nuevo por mi blog! ¡Gracias por tu bellos deseos, lo mismo deseo para ti !
Un abrazo fraterno, Marian.

Ricardo Guillermo Rosano dijo...

Que la Madre de Dios te acompañe siempre.
Que cobije tu corazón y guarde tus pasos.

Paz y Bien

Ricardo

ven dijo...

María, nos ponemos en tus inmaculadas manos, confiados en que Tú nos guardas y guías por los caminos del Señor, ayúdanos a caminar siempre con los ojos puesto en ÉL. gracias.

Felicitas dijo...

Muchas gracias, Ricardo, lo mismo le pido para ti y los tuyos.
Paz y Bien.

Hago mía tu oración, querida hermana, en Él somos uno.
Gracias a ti.
Un saludo fraterno a los dos.

dijo...

Hermosa meditación con Mamá María. Saludos fraternos.

Felicitas dijo...

Un saludo fraterno también para ti y toda Bendición de lo Alto.