28 jun. 2016

Benedicto XVI, en su 65 aniversario de ordenación sacerdotal:

"Jesucristo ha transformado en agradecimiento y bendición, la cruz y el sufrimiento y todo el mal del mundo. "

"Y así ha transubstanciado fundamentalmente la vida y el mundo que nos ha dado y nos da cada día en el pan de la verdadera vida, que supera el mundo, gracias a la fuerza de su amor”.

Porque “queremos insertarnos en este ‘gracia’ del Señor y así recibir realmente la novedad de la vida y ayudar a la transubstanciación del mundo”. 
Para “que sea un mundo no de muerte sino de vida, un mundo en el cual el amor ha vencido la muerte”

Eso creemos de corazón, querido Benedicto XVI, que Su Victoria ha sido verdaderamente aplastante, definitiva, total, para todos aquellos que deseen aceptarle como Salvador en sus vidas. La apariencia de este mundo nos engaña, pretende sofocar nuestra esperanza, nuestra fe, más sabemos que sólo es cuestión de tiempo para que se manifieste abiertamente y de forma concluyente a los ojos de todos.

No hay comentarios: