7 ene. 2016

Toda Bendición de lo Alto

¿es el dinero enemigo acérrimo de Nuestro Señor Jesucristo?

No, si lo usamos para bien y procuramos hacer frecuentes obras de caridad con él.

El dinero es enemigo de Dios, cuando vivimos para acumularlo en nuestras cuentas bancarias o calcetines escondidos...

Dios todo lo hace magnánimamente y al que pide, le da y al que llama, le abre.

Tan sólo tengo que creérmelo de verdad.

Señor, aumenta nuestra Fe en tu Bondad y Providencia.

No hay comentarios: