24 may. 2015

Pentecostés 2015

ORACIÓN AL ESPÍRITU SANTO
(de Juan XXIII – adaptación)

Espíritu Santo,
perfecciona la obra que Jesús
comenzó en mí.

Apura para mí el tiempo
de una vida llena de tu Espíritu.
Mortifica en mí
la presunción natural.

Quiero ser sencillo,
lleno de amor de Dios
y constantemente generoso.

Que ninguna fuerza humana
me impida hacer honor
a mi vocación cristiana.

Que ningún interés, por descuido mío,
vaya contra la justicia.

Que ningún egoísmo reduzca en mí
los espacios infinitos del amor.

Todo sea grande en mí.

También el culto a la verdad
y la prontitud
en mi deber hasta la muerte.

Que la efusión de tu Espíritu de amor
venga sobre mí, sobre la Iglesia
y sobre el mundo entero.

8 comentarios:

Anónimo dijo...

Ole !

Esto me gusta



Un besito
Azmara

Felicitas dijo...

otro para ti, preciosa.
;)

pensamiento dijo...

Espíritu Santo,
perfecciona la obra que Jesús
comenzó en mí. Gracias, un fuerte abrazo fraterno.

Felicitas dijo...

Así sea, Pensamiento. Otro abrazo para ti.

pensamiento dijo...

El don precioso que el Espíritu Santo trae a nuestro corazón es la confianza profunda en el amor y en la misericordia de Dios. Un abrazo fraterno.

Felicitas dijo...

Pues si ese es el don del Espíritu Santo, concédenos, oh Espíritu Santo, la confianza profunda en el amor misericordioso del Señor.
Danos el incremento necesario.
Confiamos en Ti.
Amén.

pensamiento dijo...

Vivamos con Dios como con un amigo, tengamos una fe viva para estar en todo unidos a Dios., un abrazo fraterno, y buen día de la trinidad, que habite siempre en usted.

Felicitas dijo...

Amén, igualmente, Pensamiento. La vida en el Corazón de Cristo, que es sede por excelencia de la santísima Trinidad nos lleve al cumplimiento perfecto del divino querer en nuestras vidas.
Un abrazo fraterno.