1 ago. 2013

Agradecida al Señor

Un descanso.
Leve y pasajero,
fraguando la conciencia de ser 
tan liviana e imperceptible.

Siendo así, 
ser amada,
con Amores eternos...

Misterio,
que llamas,
y suave,
derramas,
los pétalos,
de Sus Fragancias.


8 comentarios:

Marian dijo...

¡Que lindo y profundo querida Felicitas!, me ha encantado. No sabia
que fueras tan poeta...eres un pozo de riqueza y lo tienes todo oculto.
¡Gracias por compartirlo! Un abrazo grande.Dios te bendiga.

Felicitas dijo...

Gracias, querida Marian. Eres muy amable. Me alegro que te haya gustado.
Un abrazo en el Amor del Señor.

Marian dijo...

No sabes querida amiga la alegría que me has dado, yo te valoro mucho porque eres una mujer de Dios.
¡Gracias! ¡Feliz día del Señor!.
Un abrazo fuerte.

Claro de Luna dijo...

Un bello poema Felicitas ...elevada espiritualidad y hermosos sentimientos en sus versos.
Un fuerte abraqzo
Cristina

Fernanda dijo...

Maravilloso poema estival.
Besitosss!!

silencio dijo...

Es así el gran misterio de Dios, cuando envuelve al alma que le busca, y cuando se le da es un amor eterno dónde el alma sólo quiere amar y más amar, gracias que el gran misterio del amor de Dios llene su vida en todo momento, un abrazo.

Rosario dijo...

Hola Felicitas: me ha encantado tu entrada, gracias por compartirla.
Dios te bendiga.
Un abrazo.

Felicitas dijo...

¡tú también lo eres, Marian! ¡Feliz domingo y buen comienzo de semana!
Un abrazo grande.

Gracias, Cristina, por tus amables palabras. Un fuerte abrazo, linda.

¡Gracias, pitufina Fernanda! ¡Muchos besitososososos para ti!

Gracias, Silencio. Fiat a todo cuando dices. Un abrazo.

Gracias a ti, Rosario, por visitarme. Un fuerte abrazo.