5 ago. 2013

Corazón en desierto




Pequeñas gotas que dan alivio en la sequía.
Son toques suaves.
Son tuyos, Señor. Lo sé.
Leves caricias en el alma, que se  te agradecen mucho.

Abrazando mi cruz, la que tú me das,
sinsentidos me cercan,
"¡una vida tirada por la borda! ", me dicen...

Seguro que a ti también te lo decían.
Y lo sentías, más avanzabas decidido hacia el calvario.

Una muerte en vida. Y en la muerte, la Vida.
Dile a una flor en mediodía que cierre sus pétalos al sol.




Más en tu Nombre, haré lo que me pides.

Te amo, mi Señor.

10 comentarios:

silencio dijo...

Más en tu Nombre, haré lo que me pides. Es la actitud de todos el que busca al Señor, un corazón sediento de Dios, y esa búsqueda implicar morir en cada momento de nuestra vida, y abrir nuestra tierra reseca a Dios, Él es la gota nosotros la tierra que espera DE ÉL, vivamos en su nombre y sólo ÉL, se refleje en nosotros, gracias. Lo llevare a la meditación.

Capuchino de Silos dijo...

Estoy de nuevo entre vosotros, aunque sin mucho tiempo.

Me gusta tu entrada y, como tú, me digo muchas veces:
Prefiero en la muerte, tener la Vida y hacer siempre lo que Él me pida para alcanzarla.

Muchos besos.

Marian dijo...

En tu Nombre haré lo que me pides...
Aunque sangre mi corazón, y me cueste la muerte, antes de quedarme sin TI...
Me he emocionado Felicitas...muy profundo.Me lo llevo.
¡Gracias! Te felicito.
Un abrazo grande. Dios te bendiga.

Claro de Luna dijo...

Hermosa oración en verso , el agua y una gota de rocío es agua viva que viene del Señor y el que beba de ella nunca tendrá sed sino que tendrá vida eterna..."dame Señor de esa agua viva..."
Muy hermosa
Un afectuoso abrazo
Cristina

Felicitas dijo...

Así es, Silencio. Gracias a ti por comentarlo. Un fuerte abrazo, hermana.

Me alegro mucho de tu decidida decisión de morir por amor a Cristo, Capuchino, porque en El tenemos la verdadera Vida.
Besitos también para ti.

Haberte emocionado, Marian, me confirma que el Señor nos lleva por el mismo camino que conduce hacia la Vida. Siempre con María, hacia Jesús y con Él hacia el Padre de Bondad.
Un abrazo, linda.

Hola, Cristina. ¡Oh sí, danos, Señor de tu Agua Viva! Esa que nos comunica tu vida divina, para siempre.
Un gran abrazo.

silencio dijo...

Cuando se vive la experiencia del vacío, sólo Dios es lo único que llena y todo fuera de Él es nada, gracias un fuerte abrazo.

Felicitas dijo...

Así es, Silencio. Gracias a ti.
Un abrazo.

Capuchino de Silos dijo...

Contesto a tu pregunta:

San Franciscos de Sales

Un beso y muy feliz verano.

silencio dijo...

Que Dios la llene de su gracia para que sea una pequeña María en su diario caminar, un abrazo, gracias.

Felicitas dijo...

Gracias, Capuchino. ¡Igualmente, feliz verano! Un abrazo.
Dios te oiga, Silencio y se pueda cumplir su Voluntad también en mí.
Un abrazo, y gracias a ti.