12 dic. 2011

Me inspiras



Las obras de tu Mano,
me tienen enamorada,
son perfecciones tantas...
¡que me quedo encandilada!

El agradecimiento aflora y planta su tienda en mí,
me nace una dulzura que mana trascendiendo,
y ora se hace servicio
y ora me lleva a Ti.

Si la Belleza no fuera
un don de tu Corazón,
mi alma no te mirara,
y nisiquiera te hallara,
sería un contrasentido,
el verte en la creación.

Buen Amor que eres fuerte,
y me tienes a tu Albedrío,
si no me respetaras tanto,
ya fuera yo del todo tuya,
que hago lo que no quiero,
¡y peco contra mi Santo!
ya vuelvo en mi quebranto
esperando, el alma en llanto...
¡tu perdón, Espíritu Santo!

4 comentarios:

Margalida dijo...

¡Preciosa toda ella!

xtobefree dijo...

Buenas tardes Felicitas. ¡Vaya joyita! Me gustó mucho lo de la tienda, me lleva a esa libertad que emborracha y lleva como el viento a volar sin hilo de cometa y llega también hondo aquel quebranto de nuestro ser.Un abrazo.

NIP dijo...

aterrizando....

Felicitas dijo...

Me alegro mucho que te guste, Margalida.
Un abrazo, linda.

Esa libertad tan hermosa, Nip, es la auténtica. Para alcanzarla, hay que haber renunciado antes a tantas cosas...hay que haberse quedado tantas veces clavado en cruz, sin consuelo alguno... y es que sólo se disfruta de ella, desde la más entregada obediencia al Señor. En realidad, es El mismo quien se encarga de hacerlo todo, para nuestro bien, para mayor gloria de Abba.
Un abrazo.

¡Buen aterrizaje! Ya sabía yo que eres un piloto de primera...
:)