19 dic. 2010

Dios con nosotros

Cercanía y Predilección.



Encarnación y Nacimiento




Palabra Creadora de Dios hecha hombre verdadero.


¡Escuchadle, es mi Hijo muy amado!






¡Escucha, oh Israel!


Amarás al Señor, tu Dios, con toda tu alma, todas tus fuerzas, todo tu corazón ...





¿ Por qué ?





¡Porque te ama con Amor Infinito!

6 comentarios:

lourdes dijo...

Si ya estamos cerca de ese nacimento de ese Dios con nosotros me cuestiona muchas veces cuando decimos Dios con nosotros y me pregunto si nosotros estamos con ÉL,ÉL viene a nosotros ¿estamos en casa? pidamos al señor estar atenta a su llegada en cada acontecimiento de nuestra vida unidas en oración y un abrazo fuerte y gracias por estar en mi nuevo blog lo he comenzado la primera semana de adviento espero que sea una bendición para aquellos que se acerquen a el grcias

Fernanda dijo...

Hola, mira el post anterior, te he contestado y dejado KO...como siempre, ajjajaja


Bezoozzs!!

Felicitas dijo...

No siempre estamos con Él, desgraciadamente, querida Lourdes. Pero podemos volver a empezar cada dia, cada hora, cada minuto, porque Él siempre está dispuesto a perdonarnos, ¡ya que nos ama tantísimo! sí, pidamos al Señor estar atentas a su llegada en cada acontecimiento de nuestra vida. Procuraré, con tu ayuda, escudriñar los de mi vida, hermana.
Gracias a ti siempre.
Un abrazo.


Me encanta que tengas la autoestima tan alta querida Fernanda, pero lamento tener que decirte que aún no estoy KO... me queda mucha cuerda, jijiji
BEzozozozos, Lady Manzoni.
;O)

lourdes dijo...

Gracias mil gracias, soo puedo decir gracias a ti y a Dios unidas en oración y un abrazo muy fuerte

NIP dijo...

Escucha, me fascina Dios cuando comienza el mandato con: ¡escucha! estoy seguro doña Felicitas que ya escuchas entre el buey y la mula al niño reír.

Felicitas dijo...

Unidas en el Amor, hermana,
unida a ti en tus Luces diarias,
que iluminan nuestros pasos,
a veces inseguros y titubeantes.
ESa Luz que te tiene, nos llega y conforta. ¡Gloria al Señor de todo Don!
Besines.

Cristo te tiene arrebatada el alma, querido Nip. ¡Eso es auténtica Predilección y resulta un espectáculo muy hermoso!
Hay quien ante el Amor del Divino Corazón queda del todo seducido.
Tú eres uno de esos pocos.
¡Bienaventurado eres!